¿Sabías que? Si obsequias una mascota estás regalando un compromiso de 10 a 15 años

01 de diciembre del 2015

Para estas fechas festivas que se acercan, obsequiar una mascota podría parecer el regalo perfecto, en especial a un niño.

 Sin embargo, muchas veces no se toma en cuenta que regalar un "perrito" ó un "gatito" trae consigo una serie de responsabilidades, tales como:  

  • Disponer de un lugar apropiado para el tipo de raza, incluyendo un lugar donde puedan dormir, sentirse seguros, hacer ejercicio y hacer sus necesidades. 
  • Solvencia económica para brindarles alimentación y cuidados veterinarios de calidad. 
  • Disponer de tiempo para brindarles espacio de juego, ejercicio, socialización, limpieza y el cariño que ellos necesitan.  
  • Todo por un aproximado de 10 a 15 años en el caso de los perros. (En el caso de los gatos podría llegar a ser hasta 20 años) 

Además de tomar en cuenta estos puntos antes de obsequiar una mascota, debes considerar que un niño podría no hacerse cargo y en ciertos casos no debe hacerse cargo de estas responsabilidades, ya que los perros y gatos son seres vivos que sienten y no deben ser vistos como un juguete.   
 
Por lo tanto, muchos padres terminan asumiendo esta responsabilidad y en muchos casos, por falta de recursos, de tiempo, falta de conocimiento o simplemente pereza, estas mascotas son abandonadas y maltratadas. 
 
Ahora bien, si después de analizarlo te sientes completamente convencido de que es el momento para adquirir un amigo canino o felino, te brindamos consejos para recibir al nuevo miembro de la familia. 
 

  • Prepara a la familia-incluyendo a los niños: Una mascota cambiará la dinámica en tu hogar y necesitarás crear un plan de responsabilidades para cada miembro de la familia. Todos deben estar de acuerdo en que quieren tener a una mascota y de acuerdo en asumir estas responsabilidades por todos los años de vida de ese animal.  
  • Prepara tu hogar: Correa, collar, una cama, platitos, entre otros. Los perros a veces se comportan como niños de 2 años y debes asegurar la seguridad del animal, como la de la familia. Por ejemplo, asegura no dejar artículos de limpieza a su alcance, tapar basureros, cubrir o esconder cables eléctricos, etc. También, debes informarte sobre buenas formas de entrenar a tu mascota y así evitar problemas de comportamiento a futuro. 
  • Preséntalo a tu familia luego de la Navidad: Si realmente quieres regalar una mascota, sugerimos que en Navidad se obsequien los platitos, la correa y el collar. De esa forma, tu familia se sorprenderá y después del tiempo ajetreado de las fiestas, pueden sentarse tranquilamente a discutir el tipo de mascota que desean cuidar, las responsabilidades y todo aquello relacionado con su llegada.     

Ten en cuenta que los animales NO son juguetes y NO se deben desechar cuando se plazca. Debes velar por tu mascota en todo momento y a cambio él te dará los mejores años de su vida. 

Dígale al mundo