Reabren de centro tailandés de elefantes, esta vez sin crueldad

02 de julio del 2019

Con nuestra ayuda y algunas de las principales compañías de viajes, ChangChill - anteriormente llamado Happy Elephant Valley - se ha convertido en un lugar amigable con los elefantes y ahora prohíben que sus visitantes interactúen directamente con los animales.

ChangChill, ubicado en Chiang Mai, Tailandia, comenzó su proceso de cambio en un lugar verdaderamente amigable con los elefantes en el 2017. Ahora ha reabierto sus puertas y ofrece una mejor vida para los elefantes, además de una experiencia única para sus visitantes.

La transición permitió que las seis elefantes que residen allí paseen con libertad por el valle, pasten, se bañen en el río, lodo y polvo, todo mientras socializan entre sí.

Los visitantes ya no tienen permitido montar, bañar o directamente alimentar a los elefantes, que son actividades crueles. 

En cambio, pueden admirar el comportamiento natural de los elefantes, incluso desde el nuevo mirador desde donde se puede observar todo el valle del centro. 

Los elefantes eligen lo que quieren hacer a su propio tiempo y ritmo. 

An elephant grazing at ChangChill elephant venue in Thailand - World Animal Protection - Wildlife. Not entertainers

Un elefante alimentándose en ChangChill

No hay nada mejor que ver elefantes siendo elefantes, así que las personas por ningún motivo se pierden de nada.

Un camino colaborativo

ChangChill prohibió que los turistas montaran sus elefantes después de que nosotros, junto con algunos líderes de la industria turística, les hiciéramos saber a los dueños que los turistas ahora son menos tolerantes con actividades que permitan el contacto directo con la vida silvestre. 

En 2017, presentamos un caso de negocios a un grupo de cerca de 15 centros de elefantes tailandeses, incluyendo a ChangChill bajo su nombre anterior. 

Demostramos que existe una creciente demanda por un turismo de solo observación amigable con los elefantes y les informamos que estábamos listos para brindar nuestro apoyo a quienes realmente priorizan las necesidades de los elefantes. 

Un futuro amigable con los elefantes

Esperamos que este sea el primero de muchos centros de elefantes en Tailandia, y otros sitios, en pasar de ser un centro para montar elefantes a uno que solo permite observar elefantes. 

La meta es inspirar a otros lugares de elefantes a replicar este modelo y así cumplir con la creciente demanda de personas que buscan experiencias responsables de viaje. 

Miles de elefantes todavía viven en condiciones inaceptables en Tailandia y en todo el mundo. Estos sufren crueles regímenes de entrenamiento para hacerlos lo suficientemente sumisos para dejar que turistas los monten y hacer trucos. 

Gracias a los líderes de la industria turística

La tranformación de ChangChill se dio gracias a la Coalición por el Turismo Ético Silvestre (Coalition for Ethical Wildlife Tourism), que incluye los grupos TUI y a TUI Care Foundation, Intrepid Group, The Travel Corporation, G Adventures, DER Touristik Group, Thomas Cook Group, QYER, EXO Travel, entre otros. 

226 empresas de turismo ya se han comprometido a dejar de vender y promover entretenimiento cruel de elefantes.

Los visitantes ya no pueden montar, bañarse o alimentar directamente a los elefantes, que son actividades crueles.
Categorías: 

Dígale al mundo